Síguenos en Twitter Únete a nuestro grupo en LinkedIn
 
Ir a la Portada
 
Catálogo de Cursos y Seminarios
 
Centro de Capacitación
 
Biblioteca de artículos
 
Newsletter de SHT
 
Quiénes somos
 
Contacto

 

  Diplomado Internacional en Coaching Ontológico  
 
 
     
 
Búsqueda personalizada
 
     
 
 
     
 
Roxana Jofre
TEMAS DE RECURSOS HUMANOS
¿Qué hacemos con nuestros empleados que se jubilan?
Por Roxana Jofre
 
     
 

Durante los últimos años fui responsable de un área que se ocupaba de otorgarle distintos beneficios al personal, y algo que siempre me generó una serie de pensamientos fue la pregunta ¿qué hacemos con la gente que se jubila?

En las organizaciones aún quedan personas que trabajan hace muchos años tanto en la parte administrativa como en planta. Estas personas tienen un status, una identidad, se relacionan día a día con otras personas, tienen una identificación con la tarea que realizan.

Las personas tenemos distintas etapas de desarrollo, y en cada una de ellas se produce una nueva actividad vital y de diversos ajustes psicológicos.

  • Etapa de inicio: entre los 20 y 34 años
  • Etapa intermedia: entre los 35 y 50 años
  • Etapa de consolidación: entre los 50 y 65 años

En cada una de ellas hay objetivos diferentes. Hoy haré hincapié en la última etapa, donde se produce el mantenimiento y la conservación de los logros obtenidos, se gana en serenidad, seguridad, eficacia y responsabilidad y una adecuada conciencia de la realidad.

En general estructuramos nuestra vida alrededor del aspecto laboral, donde pasamos gran parte de nuestro tiempo, y la jubilación causa un quiebre que puede producir síntomas como: sentimientos de inquietud, preocupación, estados de ansiedad o depresión, inhibición, pérdida de la autoestima, sentimientos de inutilidad y de confusión, ya que en nuestra cultura el trabajo tiene una gran valor y es generador de identidad y a veces de poder.

En organizaciones de avanzada, una manera de prevenir que los empleados que están por jubilarse padezcan estos síntomas, es generar programas que ayuden a preparar mentalmente a estos futuros “jubilados de la compañía”.

Podemos observar de la realidad que nos preparan para el ingreso al mundo laboral y profesional. Casi todo está pensado para el inicio y nada para el “final” de este proceso.

En qué consistiría este programa en que la persona pase del plan laboral-productivo al creativo consolidado e integral, y así conservar su autoestima, aceptar el nuevo contexto y piensen en su nuevo proyecto de vida.

Cuando me refiero a la etapa creativa consolidada e integral focalizo en desarrollar actividades que les guste, como carpintería, pintura, canto, jardinería, estudiar un idioma o computación, reunirse a conversar con otras personas, ya que el problema que se presenta es cómo usar el tiempo libre, pues hay una disminución de roles. Ya no soy jefe de producción, secretaria, gerente, director, capataz.

Cada etapa de la vida es gratificante –productiva y creativa–. ¿Por qué dejar este momento afuera?

Desconozco el autor del texto abajo citado, pero nos ayuda a pensar en esta etapa de consolidación:

Ser mayor es quien tiene mucha edad;
viejo es quien perdió la jovialidad.

La edad causa la degeneración de las células;
la vejez produce el deterioro del espíritu.

Usted es mayor cuando se pregunta: ¿vale la pena?
Usted es viejo cuando, sin pensar, responde que no.

Usted es mayor cuando sueña;
Usted es viejo cuando apenas consigue dormir.

Usted es mayor cuando todavía aprende,
Usted es viejo cuando ya no enseña.

Usted es mayor cuando consigue hacer ejercicios;
Usted es viejo cuando la mayor parte de su tiempo lo pasa sentado o acostado.

Usted es mayor cuando el día que comienza es único;
Usted es viejo cuando todos los días son iguales.

Usted es mayor cuando en su agenda tiene proyectos y obligaciones para cumplir mañana, pasado o la semana que viene;
Usted es viejo cuando su agenda está en blanco y sólo vive pensando en el ayer.

El mayor trata de renovarse cada día que comienza, el viejo se detiene a pensar que ese puede ser el último de sus días y se deprime, porque mientras...
el mayor pone la vista en el horizonte, donde el sol sale e ilumina sus esperanzas,
el viejo tiene cataratas que miran las sombras del ayer.

En suma, el mayor puede tener la misma edad cronológica que el viejo, pues sus diferencias están en su espíritu o en su corazón.

¡¡¡Que todos vivan una larga vida y nunca lleguen a ser "VIEJOS"
y el que está viejo...
que aprenda a disfrutar como "MAYOR", cada minuto de su día!!!

 
 
 
 

Roxana Jofre es Directora y fundadora de RJ & Asoc. Recursos Humanos (www.roxanajofre.com). Especialista en diseño educativo y capacitación organizacional. Coach en empresas Pymes y multinacionales (Argentina, Uruguay y Paraguay). Miembro de la Comisión de Empleos, Capacitación y Desarrollo de ADRHA. Docente invitada en universidades nacionales. Tutora de la Cámara de Comercio de Bahía Blanca y España. Formadora de formadores certificada por Quest Quality Latin America. Conferencista en temas de RR.HH. y Estrés Managment.

 
     
 
¿Quiere enviarle un mensaje a la autora?
 
 
     
  Mi Nombre y Apellido:
  Mi dirección de e-mail:
  Autor:
  Artículo:
  Mi mensaje:
   
 
     
 
Búsqueda personalizada
 

 

 
Desarrollo de Competencias y Coaching Empresarial
 
Curso Dirección Estratégica
 
Dossier de Coaching - Descarga Gratis
 
 
 
     
 
© 2001 - 2010. Todos los derechos reservados. La reproducción de los contenidos de este sitio está permitida con el debido acuerdo por escrito de Ser Humano y Trabajo.
E-mail: info@serhumanoytrabajo.com