Catálogo de Cursos y Seminarios
 
Newsletter de SHT
 
Quiénes somos
 
Contacto

 

 

 

  Diplomado Internacional en Coaching Ontológico Mexico  
 
     
 
MANAGEMENT
Cuando el premio no es un gasto

Por Alfredo César
 
     
 

El cambio es una constante del mercado actual. Hoy, es necesario ser más productivos para mantenerse y crecer en el mercado. Ser productivos significa inversión en tecnología y capacitación en sus empleados. Implica obtener más con los mínimos recursos.

Esto resulta una carga muy pesada para los empleados, quienes son los que ayudan y hacen que la empresa crezca. Muchas veces exigimos y presionamos a nuestros empleados para que cumplan con los objetivos, con los tiempos y con las formas. Exigimos y presionamos porque la competencia lo hace con nosotros.

Es por eso que cuando se producen errores, desinformación, mala atención, etcétera, que en realidad son producidos por la carga de trabajo y las exigencias que se acumulan, la respuesta suele ser explosiva, poniendo al empleado en una posición incómoda, porque no pudo cumplir como debía.

Ahora bien, ¿qué sucede cuando todo sale bien? ¿cómo respondemos cuando se cumple con lo previsto o aún mejor? Es una constante que la respuesta sea ignorancia o, a lo sumo, un "muy bien". Las veces que me han explicado esta postura, la basan en que "es su trabajo y obligación hacerlo bien", o bien "y bueno, para eso le pago". En síntesis, somos inflexibles ante el castigo pero reacios a reconocer los aciertos.

En cierta empresa manufacturera donde trabajé, teníamos serios problemas de producción, donde se producían errores muy costosos para la empresa. Ante este problema, se realizó una investigación que determinó que la gran mayoría de los empleados estaban desmotivados. Reclamaban mayor atención y reconocimiento de sus superiores, y consideraban que si mejoraban los procesos, la única beneficiada era la empresa.

Con esta valiosísima información, se desarrolló e implementó un método de evaluación de la producción, por el que se premiaba si se cumplían o superaban determinados objetivos de cantidad y calidad, que eran ajustados mensualmente.

Los resultados obtenidos sorprendieron hasta al número uno de la empresa. Se había dado a los empleados varias cosas: 1) un reconocimiento a la mejora continua; 2) permitía evaluar y superarse a sí mismos; 3) el autocontrol, exigía de sus superiores mayor atención y control, es decir que la pirámide se invirtió para llegar al mayor premio posible.

Hoy en día los salarios flexibles son una realidad. Estos se basan en una remuneración mínima pero que, cumpliendo y superando diversos objetivos y marcas, el salario crece. Este método hace que el empleado tenga un desafío que vencer (motivación), aumenta la expectativa por los resultados (motivación) y se preocupa por mejorar y crecer, porque entiende que sólo así obtendrá los mejores resultados (motivación).

 
 
 
 
Alfredo Pablo César es Analista de Sistemas. Se ha desempeñado como profesional informático y como encargado administrativo de varias empresas en la provincia de Córdoba, Argentina. También ha desarrollado actividades independientes como liquidador de sueldos y en outsorcing administrativo. Actualmente se desempeña como implementador del software chileno Payroll RH y coordinador de los servicios de outsorcing de la empresa INVEL Latinoamérica de la ciudad de Córdoba.
 
     
 
Desarrollo de Competencias y Coaching Empresarial
 

 

 

Consultor, entrenador, conferencista

 

 

Certificacion en Coaching Persoanl y Empresarial

 
 
 

FORMACION PROFESIONAL EN COACHING ONTOLOGICO

 
   
El Coaching Ontológico es una disciplina emergente que permite colaborar con las personas, los equipos y las organizaciones para que se hagan cargo de los nuevos desafíos que nos presenta el mundo actual, cambiando aquellas prácticas que les causan inefectividad y malestar, por otras que permitan generar entornos de confianza y entusiasmo, incrementando la calidad y la efectividad en los distintos ámbitos de la vida cotidiana.

Este programa de formación no está enfocado solamente a transmitir información, sino a generar nuevas posibilidades de ser y hacer. No se trata sólo de entregar herramientas, sino de formar profesionales capaces de utilizar dichos instrumentos con la conciencia de que lo fundamental para el logro de un resultado no es la herramienta, sino quien la utiliza. Entendemos el aprendizaje como transformación, cambio y capacidad de acción.

Objetivos

Desarrollar en los participantes las competencias claves requeridas para su formación como capacitadores y consultores organizacionales, a través de la transferencia de conocimientos, experiencias, metodologías, técnicas y herramientas que desarrollen su efectividad como profesionales del campo de la capacitación y la consultoría empresarial.

  • Incorporar destrezas de inteligencia emocional.
  • Desarrollar recursos y habilidades para el logro de resultados.
  • Disolver conflictos y estados emotivos bloqueantes.
  • Observar creencias propias y del sistema que limitan la efectividad.
  • Adquirir competencias conversacionales para la coordinación de acciones y una comunicación clara.
  • Desarrollar destrezas de liderazgo y trabajo en equipo.
  • Acompañar a profesionales y ejecutivos a través del coaching individual y empresarial.
  • Aprender a rediseñar conductas que permitan expandir tu poder de acción.
  • Lograr una mejor calidad de vida, con mayor efectividad y bienestar.

Ver más información aquí


Introduccion al modulo 1 del programa de formacion de coaches

 
 

© 2001 - 2013. Todos los derechos reservados. La reproducción de los contenidos de este sitio está permitida con el debido acuerdo por escrito de Ser Humano y Trabajo.
E-mail: info@serhumanoytrabajo.com